miércoles, 9 de noviembre de 2011

¿Quién pone los nombres a las operaciones policiales (Malaya, Brugal...)?

Hace un par de años, vi un chiste en un periódico en el que un niño le decía a su padre que quería ser policía, preguntándole éste último a su hijo la razón de ese deseo, cuestión a la que el niño respondió: "es que quiero ponerle los nombres a las operaciones policiales". 

La verdad es que resultan sorprendentes los nombres que les ponen a las operaciones policiales (Pitufo, Gürtel, Malaya...), sin embargo, tienen su razón de ser. Operaciones denominadas como "Brugal", "Malaya", "Guateque" o "Boquerón", son llamadas así por algo. A continuación se expone el origen de algunas de ellas:

- "Operación Chuleta": Fraude en la obtención de permisos de conducir en el que los alumnos se copiaban en los exámenes (http://www.elmundo.es/elmundo/2005/04/28/sociedad/1114692061.html).

- "Operación Guateque": Proceso llevado a cabo por el cobro ilegal de comisiones por licencias de reapertura de bares (http://www.publico.es/espana/16812/la-corrupcion-llega-a-madrid).

- "Operación Galgo": Trama de dopaje en el deporte de élite. (http://www.elmundo.es/elmundodeporte/2011/10/14/masdeporte/1318594990.html).

- Y la que más me gusta a mi, "Operación Abanico", trama de droga en el que se involucró a uno de los antiguos integrantes de Locomía, aquel grupo en el que sus componentes se dedicaban a bailar con un abanico en cada mano. (http://www.cadenaser.com/espana/articulo/detenido-ex-componente-locomia-operacion/csrcsrpor/20090206csrcsrnac_6/Tes) Ahí va un video de Locomía para aquellos que no conozcan este grupo: http://www.youtube.com/watch?v=k00rMX9GFR0




No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se asumen las consecuencias que puedan derivarse de la utilización de la información que se ofrece en este blog. Es responsabilidad exclusiva del lector el uso que realice de dicha información la cual nunca debe sustituir a la opinión de un profesional que atienda personal e individualizadamente al interesado.

Este blog no es un consultorio legal (ha sido creado para divulgar cuestiones relacionadas con el Derecho) no pudiendo proceder a dar contestación a consultas personales.