jueves, 12 de enero de 2012

W0RTEN, sitio al que se aconseja no ir

#consumidores #Worten @SERConsumidor @etbConsumidores @facua @consumidores
 Al contarme un amigo la historia que le había ocurrido al comprar un ordenador portátil en Worten, tienda de origen portugués dedicada a la venta de electrodomésticos y electrónica, me he animado a publicar lo ocurrido. En resumen, el ordenador nuevo que había adquirido había sido usado con carácter previo por alguna persona; constaba en el portátil (equipo supuestamente nuevo) que se había accedido a Facebook con el perfil de un desconocido y en la memoria del ordenador existía música de reggaeton grabada.

Ante la reclamación a Worten exigiendo que se cambiara el ordenador por uno nuevo, en principio se negó dicha tienda a ello, argumentando que no cabía dicha sustitución ya que el cliente había tirado a la basura la caja que contenía el ordenador. Tras mucho luchar, Worten ha informado a este consumidor que finalmente le va a cambiar el ordenador por uno nuevo, si bien, dicha tienda se quedará con la caja del nuevo ordenador dado en sustitución.

Lo contado es la historia de lo ocurrido, pero dicho relato dista de lo que legalmente debería haber tenido lugar. El artículo 118 y siguientes del Texto Refundido De La Ley General Para La Defensa De Los Consumidores Y Usuarios Y Otras Leyes Complementarias señalan que Si el producto no fuera conforme con el contrato, el consumidor y usuario podrá optar entre exigir la reparación o la sustitución del producto. En base a lo citado, el cliente al que se le da un producto con algún defecto puede elegir reparar dicho producto o sustituirlo por uno de iguales características; en el caso de que se opte por la sustitución, el vendedor se verá obligado a dar un objeto lo más similar posible al defectuoso, debiendo dicho empresario acatar la decisión del cliente, salvo en casos excepcionales. Entre las excepciones que liberan al vendedor de dar en sustitución un bien de iguales características al defectuoso no se encuentra el hecho de que se haya perdido el embalaje, caja, instrucciones o similar.

En este sentido diversas fuentes defienden esta posición:

1. Señala la Generalitat de Cataluña en su Web de consumo que, ante el supuesto planteado, "No se puede supeditar el cambio del bien al hecho de que la persona consumidora haya conservado el embalaje" aunque "en determinados productos puede ocurrir, no obstante, que el embalaje sea un accesorio del bien (p. e., en un CD); en estos casos es razonable que la persona consumidora deba devolver el bien en un embalaje adecuado". http://www.consum.cat/preguntes_frequents/index_es.html

2. Indica FACUA-Consumidores en Acción que "La sustitución de un bien al amparo de esta Ley no puede quedar supeditada a que el consumidor haya conservado el embalaje del producto" https://www.facua.org/es/guia.php?Id=49&capitulo=483

Veremos cómo termina la historia de nuestro amigo.

Sígueme en http://twitter.com/#!/desdelosestra2




No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se asumen las consecuencias que puedan derivarse de la utilización de la información que se ofrece en este blog. Es responsabilidad exclusiva del lector el uso que realice de dicha información la cual nunca debe sustituir a la opinión de un profesional que atienda personal e individualizadamente al interesado.

Este blog no es un consultorio legal (ha sido creado para divulgar cuestiones relacionadas con el Derecho) no pudiendo proceder a dar contestación a consultas personales.